Como afecta el Covid - 19 a la industria de la construcción en nuestro medio

Escrito por el Arq. Carlos Sanabria



La entrada de este terrible virus en nuestro país indudablemente afectó a todo el sistema laboral y económico. La industria de la construcción no estuvo ajeno a este problema y fue afectado en distintos aspectos en lo que describimos a continuación.

Para realizar esta nota, hemos consultado con algunas empresas proveedoras de insumos, como depósito de materiales, empresa de hormigón elaborado, proveedora de metales y una importante empresa de sanitarios.


La mayoría de estos proveedores se acogió al Decreto Presidencial N° 3478/2020 en donde tuvieron que cerrar sus puertas la semana del 23 al 28 de marzo.


Luego se firma el decreto 3490/2020 en donde se prolonga la cuarentena hasta el 12 de abril. Algunas empresas prestan atención al cliente hasta horario del mediodía y otros a puertas cerradas con atención solo por teléfono. Obviamente el daño está a la vista; imposibilidad de adquirir insumos, proveedores con ventas caídas, flujo de dinero parado, personales de estos comercios sin posibilidad de trabajo con su correspondiente salario en situación crítica. Toda una cadena se ve afectada por estos hechos. Como se ve, algunos están con movimiento mínimo tratando de hacer lo posible para mantener activo el comercio de materiales, lo que da una idea que la construcción en general está en curso, sobre todo los que mantienen contrato con entes estatales, así también los particulares, pero en menor envergadura. En cuanto a los costos de la construcción referente a materiales, consultados los de mayor demanda, no observamos variación alguna.


También fue consultado un profesional de la construcción y su situación al frente de la pandemia. Su panorama no es diferente a lo anteriormente citado, más bien compleja y con futuro incierto. Normalmente paros de obra por enfermedades infecciosas no están contemplados en los contratos de construcción, menciona que tuvo que hacer cambios en su rutina en lo concerniente a la cadena de suministro de bienes, materiales y personales. El mismo tuvo que adquirir insumos en cantidad superior a lo que habitualmente es su consumo, previendo una posible escasez. Sus personales - temerosos de perder su semana – están en cantidad mínima para hacer frente a los compromisos. Si bien se mantiene el trabajo de construcción, éstos se ven con el problema del transporte optando en algunos casos a hospedarse por espacio de los 6 días en el lugar de la construcción tratando de salvar la situación. Si bien la patronal ofreció a los obreros una pausa hasta que culmine el periodo del decreto, éstos optaron por seguir en sus puestos de trabajo ya que aseguran que, si se suspende la construcción, se verán muy afectados. Estos hacen lo posible en seguir las recomendaciones de seguridad del Ministerio de Salud en materia de sanitación de extremidades, atuendos y cuerpo en general que a veces es complicado por la naturaleza misma del trabajo, asimismo también hacen hincapié en tratar de respetar lo concerniente a la aglomeración donde también se torna un tanto complicado.


A la vista de todo esto, vemos que el riesgo de contacto y contagio es muy arriesgado tanto en los comercios como en la obra. El impacto socioeconómico que enfrenta esta industria es crítico. El sector es plenamente consciente de la gravísima situación de emergencia sanitaria y salud que está provocando el COVID-19 en todo el mundo. Paraguay como país tercermundista está siendo muy golpeado y el costo en dinero y tiempo perdido es un hecho indiscutible. Pasado esta crisis se deberán redoblar esfuerzos para salvar este lamentable periodo.

El 3 de abril se promulga el Decreto N° 3.512, POR EL CUAL SE DISPONEN NUEVAS MEDIDAS DE RESTRICCION PARA LA CIRCULACION DURANTE EL AISLAMIENTO PREVENTIVO GENERAL ESTABLECIDO HASTA EL 12 DE ABRIL DE 2020, EN EL MARCO DE LA EMERGENCIA SANITARIA DECLARADA EN EL TERRITORIO NACIONAL (COVID 19). En lo que concierne a la actividad de construcciones en general el ítem 7 de las excepciones expresa: Las personas afectadas a las obras publicas en general. En la zona urbana de Ia capital, están autorizadas solo las obras relacionadas al área de Ia Salud. Con este decreto se suspenden absolutamente todos los trabajos a excepción los mencionados en el párrafo anterior. Básicamente el paro afecta tanto a contratistas, obreros, profesionales, ayudantes y proveedores; asimismo a toda la cadena afectada como estudios de arquitectura, ingeniería, topografía, etc y por ende a todos los servicios próximos a estos.

A la fecha de esta nota tenemos en vigencia el Decreto N° 3576/2020 en el cual se exceptúan algunas actividades y en el inciso 8 expresa lo siguiente: Las personas afectadas a Ia ejecución de obras civiles, en etapa de cimiento, estructura y mampostería de elevación, siempre que se mantengan las condiciones de ventilaci6n natural, así como su cadena Logística, cumpliendo el protocolo sanitario.


Como vemos, el panorama se va aclarando, en base al aparente control del virus y su escaso contagio en nuestro medio (exceptuando los ya conocidos por el paso de la frontera con el Brasil) se van habilitando actividades, aun pocas, pero con la esperanza de que en la medida que se tengan mejores noticias, esto pasará a una paulatina liberación de otras actividades.


Fotos Ilustración


15 vistas
  • Facebook - Círculo Negro
  • Negro del icono de Instagram
  • Icono negro LinkedIn
  • Twitter - Círculo Negro
  • YouTube - Círculo Negro

© 2023 por CT SA